viernes, 17 de mayo de 2013

MOOC y más allá… ¿pero a dónde?


Se trata del último número de la revista eLearning Papers, Nº 33, que atiende –a mi juicio- el sobredimensionado tema de los cursos abiertos, masivos y en línea (MOOC). Además de las grandes cifras, el relumbrón tecnológico, las grandes marcas, el papel de la lógica de la oferta y la demanda en este modelo formativo, o la publicidad encarnizada de instituciones por vender lo abierto como plus institucional, existe también una línea de reflexión e investigación emergente que debe ser atendida por muchas disciplinas, incluida la pedagogía. Por ello la importancia de este número, donde parece ser que se está ensayando una lectura más exigente sobre la realidad y el futuro de los MOOC.

Por lo menos aquí, entre otras cosas, se intenta ver tres puntos en esta línea emergente. Redescubrir la dimensión social de los MOOC asumiendo la interacción no sólo como un proceso decorativo, sino más bien como la condición necesaria del potencial aprendizaje. Por otra parte, cabe en los MOOC la necesidad de una reflexión, apoyada en la investigación, de corte pedagógico que abra estas experiencias a una serie de análisis centrados en el para qué o cómo aprender, y no sólo en ofrecer“soluciones tecnológicas”. Y, como no puede ser de otra forma, aquí se exige apreciar también las razones de validez social que mueven el modelo debiendo, por ello, estimar el impacto social del aprendizaje informal en la sociedad. 

El número ayuda a centrar algunas cosas pendientes en el tratamiento pedagógico de los MOOC que, desde mi punto vista, podrían tres:
 
Interacción: ¿Cuál es el papel del “otro” en los MOOC? 
innovación: ¿Soluciones tecnológicas o soluciones educativas con tecnología? 
Impacto: ¿Buscan los MOOC formalizar lo informal ose está gestando una disrupción educativa?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada